Seguidores

jueves, 5 de enero de 2012

LA CIENCIA DICE QUE SÍ PUEDES NACER GAY...

No sé como pueden hacer que la gente lo dude...me refiero al artículo publicado por el Pais´
***********************

http://blogs.elpais.com/apuntes-cientificos-mit/


La ciencia dice que sí puedes nacer gay
Por: Pere Estupinya | 05 de enero de 2012
.

(En respuesta al artículo "La ciencia dice que la gente no nace gay", publicado en El País el 30/12/11)

La ciencia no dice lo que quieres escuchar. La ciencia plantea hipótesis, hace estudios para ponerlas a prueba, e intenta sacar conclusiones objetivas.

Claro que entre investigadores existen ideas preconcebidas y pueden manipular datos o diseños experimentales para defender una visión u otra. Seríamos ilusos si no lo reconociéramos. Pero entonces cuando envían su artículo a una revista de alto impacto y el editor lo distribuye entre expertos para que lo valoren de forma anónima, responderán que el estudio no es riguroso y no lo publicarán. Y aunque logre pasar este primer filtro, si con el tiempo otros grupos de investigación no logran reproducir tus resultados, tu hipótesis quedará descartada por mucho que te empeñes en defenderla. En ciencia siempre es otro quien demuestra si tienes razón o no.

Hace unos días El País publicó el artículo "La ciencia dice que la gente no nace gay" con la entrevista al terapeuta que dice poder cambiar la orientación sexual de gays y sanar su homosexualidad. No sé si el títular resulta ofensivo para la comunidad homosexual, pero sí para la científica. El País no debería haber transmitido este mensaje. Es falso.

Richard Cohen defiende que no hay nada biológico en la homosexualidad porque es lo que le permite armar su teoría: si la homosexualidad es sólo fruto de experiencias después del nacimiento, entonces su psicoterapia podría revertir dichas experiencias y cómo él dice en su libro, "sanar la homosexualidad". Si por el contrario, dentro de todo este espectro de grises que que es la sexualidad humana, alguien es gay porque nace gay, intentar cambiar su orientación para devolverlo a una supuesta normalidad sería algo aberrante. Deberían ser los prejuicios sociales quienes cambiaran y no ellos.

¿Tiene la ciencia algo que aportar en este debate? Si le preguntas y de verdad te interesa su opinión, lo que te dirá es que Cohen no tiene razón. Hay muchas evidencias de que factores biológicos pueden jugar un papel decisivo en la definición de la orientación sexual. El más aceptado de ellos, los niveles de hormonas masculinas durante el embarazo.

Cualquier embrión empieza a desarrollarse sin un sexo definido. Pero si posee un cromosoma Y, en la semana 6 de gestación empezarán a desarrollarse los testículos. Y en la 8 comenzarán a segregar testosterona alcanzando su nivel máximo entre la semana 12 y 14. Justo cuando además del cuerpo también se está desarrollando el cerebro. La testosterona y otros andrógenos es lo que masculinizará el feto. Si no hay liberación de testosterona, el cuerpo y cerebro del feto continuarán su desarrollo como mujer. Pues bien; los neuroendocrinólogos creen que si durante un embarazo masculino el pico de testosterona no es suficientemente alto, algunas partes del cerebro podrían quedar menos masculinizadas y condicionar hacia la homosexualidad. Y tienen evidencias de ello.

Por una parte están los experimentos con animales. Si modificas los niveles de testosterona y otros andrógenos durante la gestación de ratas, podrás obtener tanto machos como hembras con preferencia por su mismo sexo. Obvio que no es extrapolable a la complejidad de la conducta humana, pero sí un indicio de que las hormonas juegan un papel clave en la diferenciación sexual durante el embarazo. Fíjate si no en un trastorno llamado Congenital Adrenal Hyperplasia, por el que los fetos femeninos son igualmente expuestos a altos niveles de andrógenos. De niñas las mujeres con CAH muestran comportamientos más masculinos, y de adultas algunas de ellas experimentan más atracción por personas de su mismo sexo. 

Y existe una condición casi contraria; las mujeres con Androgen Insensitivity Syndrome (AIS), que son mujeres a pesar de tener cromosomas XY. La gestación empieza normal, y a la semana 6 los testículos empiezan a crecer y segregar testosterona. Pero debido a una mutación genética, las células de las personas con AIS no tienen receptores de andrógenos. Es decir; circulan altos niveles de testosterona en sangre pero sus células no la reconocen. A consecuencia de ello, en etapa fetal el crecimiento de testículos se detiene y muchas niñas nacen sin ser diagnosticadas. Llevan vida absolutamente normal como niñas, y es durante la infancia o pre-adolescencia cuando se detecta algo extraño. En la mayoría de casos de AIS se realiza una operación para quitar los testículos pequeños y todavía internos, y adecuar la vagina a relaciones sexuales futuras. El cerebro y cuerpo de mujeres con síndrome de insensibilidad a andróginos completo siempre ha sido femenino (a excepción de los testículos y cromosomas XY), y a pesar de la infertilidad, pueden llevar una vida absolutamente normal y feliz como mujeres.

Regresando a la homosexualidad, los científicos saben que los niveles de testosterona durante el embarazo influyen en el desarrollo de ciertas áreas cerebrales, como por ejemplo el hipotálamo implicado parcialmente en la atracción sexual. Estudios de resonancia magnética funcional han demostrado que algunas características del hipotálamo de hombres homosexuales es más parecido al de mujeres que al de hombres heterosexuales. Esto también es interpretado como una evidencia de condicionantes prenatales a la homosexualidad. (1) (2) (3)

No se sabe muy bien qué podría provocar unos niveles más o menos altos de testosterona durante el embarazo. Pero la alta (aunque no completa) correlación entre gemelos gays hace pensar que podría haber algún componente genético. Parece descartado encontrar un gen asociado a la homosexualidad, pero hay hipótesis novedosas sugiriendo que regulaciones epigenéticas podrían jugar un papel importante. También se especula que la resistencia parcial a andrógenos desarrollada por las mujeres tras varios embarazos masculinos podría explicar el hecho contrastado de que el pequeño de varios hermanos hombres tenga más posibilidades de ser gay.

Los científicos serios no son amigos de afirmaciones contundentes, y pocos se atreverán a declarar taxativamente que muchos hombres sean gays debido niveles prenatales de hormonas. Ni por descontado que esta sea causa o explicación de un fenómeno tan amplio y multifactorial como la homosexualidad. Pero al contrario de lo que afirma sin base alguna el terapeuta Richard Cohen, la ciencia sí dice que mucha gente nace gay.

Y no sólo eso. Sobre la publicitada terapia para de Cohen sanar homosexuales, en 2005 la Asociación Americana de Psicología estableció que no hay evidencias empíricas de que la orientación sexual pueda ser modificada con terapias de conversión. Alertó que estas prácticas pueden generar daños psicológicos incluso tendencias suicidas, y pidió a los expertos en salud mental no decir a sus clientes gays que podían volverse heterosexuales. La Asociación Americana de Psicología llegó a estas conclusiones tras revisar 83 estudios sobre cambios de orientación sexual realizados desde 1960. Sr Cohen, esto sí lo dice la ciencia.

7 comentarios:

MariCari♥♥♥♥♥ dijo...

Y qué malo tiene que una persona ame a otra de su mismo sexo, si es amor, yo es que no lo entiendo... no sé porqué se debe imponer todo a todo... soy de vive y deja vivir y ya está!! Que me dejen a mi bola que yo no me meto en camisas de once varas!! Bss...

Eastriver dijo...

Decir que es algo biológico puede fácilmente ser asimilado a una enfermedad, y más si la explicación es tan partidista como la del artículo: se inhibe esta hormona, el cerebro no recibe, el cerebro queda señalado por marcadores femeninos, las hormonas femeninas en los hombres, las mujeres masculinizadas porque no sé qué ha pasado con las hormonas. No sé, no digo que no sea eso, pero esas explicaciones pueden ser perversas, o al menos el modo de hacerlo.

Que uno tenga los ojos azules o verdes es debido indudablemente a factores genéticos, pero no suena para nada a enfermedad. ¿Por qué sí suena a enfermedad la explicación de gays y lesbianas? No sé, lo más importante es que hoy por hoy no conozco a ningún gay o lesbiana que quisiera dejar de serlo, lo cual querrá decir que siempre que uno se siente bien consigo mismo, es feliz. Y que la orientación sexual, en el fondo, es algo tan trascendente como el color de la piel: es decir, nada.

Gracias por traer este artículo tan interesante.

virgi dijo...

La ciencia tampoco puede explicarlo todo, todo, todo...hay cosas más allá que no necesitan de ella, sólo se precisa amor, respeto, naturalidad, generosidad...
Besos y abrazos.

Roberto R Bravo dijo...

Excelente artículo. En efecto, la homosexualidad es un comportamiento complejo que obedece a una causalidad múltiple: biológica, social y cultural. Y tampoco los conceptos de masculinidad y feminidad son antitéticos excluyentes, es decir, que nadie es 100% hombre ni 100% mujer. Discriminar en función de prejuicios tradicionales o dogmas es siempre ignorancia, venga de quien venga. Y ninguno de los que más discriminan a los gays, lesbianas y demás, incluyendo el psicólogo éste, Cohen, los ayatolahs y los curas de la Iglesia católica, son 100% hombres, piensen lo que piensen y les guste o no. Como tampoco lo fueron Buda, Jesucristo ni Mahoma. Por eso tanto los tradicionalistas a ultranza como la religión le temen tanto a la ciencia. Aunque no dejan de usarla cuando les conviene. Pero como bien señala el autor del artículo, la ciencia tiene sus propios sistemas de depuración, verificación y corrección. A la larga, sólo lo que es objetivamente comprobable tiene posibilidades de mantenerse, no los dogmas y tradiciones cargadas de ignorancia.

Ysupais dijo...

MUCHAS GRACIAS A TOD@S por vuestras respuestas,pero teniendo un hijo Biólogo como el que tengo y habiendo leido cositas de sus libros, me quedo con la respuesta de Roberto y además casi es la lógica; no se debe considerar enfermedad alguna porque provenga de la biologia, sino porque es una adaptación al medio, que aunque nosotros por poca edad no lo vislumbremos, dentro de cien o más años se darán otran circunstancias.
Yo pienso que todo, el amor animal o racional, se da por sensaciones, y no por espiritualidades de las que tanto presumimos los seres humanos.
GRACIAS me siento bien con vuestras respuestas.
FELICES REYES.

Emilio Manuel dijo...

Que a un Gay se le considere un enferme es algo aberrante, y habría que considerar así a aquel que lo manifieste.
Una vez dicho lo anterior, homófobos tenemos muchos en España, seguramente gracias a una mala educación sexual.

Un saludo

MariCari♥♥♥♥♥ dijo...

Niña, mira en facebook, he compartido un vídeo con Madonna (sí, la cantante, je ,je...) Sé que te va a gustar!! Bss